jueves, 27 de noviembre de 2008

UNA GRAN LECCION


Ayer, estábamos, la madre de la niña más bonita del mundo y yo, quejándonos de lo dura que es la vida, de todo lo que trabajamos, de que nunca tenemos tiempo para nada. Que a gusto estaríamos en ese justo momento dándonos un masajito en una playita con un zumito, y luego yéndonos de compras sin mirar la peseta, que todo nos quedara divino de la muerte y luego ir a comer a un sitio chulo chulo con la peque y seguir de compras o de masajitos o de lo que fuera pero si tener que pensar en las prisas, ni en el tupper del día siguiente ni en nada de nada cuando me llego un mail que me volvió a poner los pies en la tierra….

Era del familiar que esta en el hospital, me decía que el esta muy bien, cada día mejor, que tenia las pilas recargadas y con muy buen ánimo y que eso estaba muy bien porque dentro de poco iban a venir tiempos un poco peores y que iba a necesitar las buenas energías para ese momento.

Yo empecé a encogerme y a encogerme en la silla y a sentirme muy muy mal porque yo, teniéndolo “todo” en lo único que pensaba es en lo dura que es mi vida que no tengo tiempo para irme de compritas, y el que esta enfermo me dice esas cosas… Os juro que me llego al alma.
Es como si me hubieran dado una bofetada y me hubieran puesto los pies en la tierra.

Una cosa parecida me paso en la India, después de estar todo el día con unos taxistas que nos llevaron a un montón de sitios bonitos, a un montón de tiendas, nosotros les pagamos el doble de los que habíamos acordado al principio del día (para nosotros, al cambio eran unos pocos euros). Con todo y con esto les dije que se esperaran que tenia unas cosas para sus niños, a esas alturas ya me habían contado todos su vida.
Yo subí, a mi hotelazo de 5*, a mi habitación “super chupi” a coger las pinturas y cuadernos que había comprado en un “todo a 100” de Madrid. Cogi también las frutas que nos ponían en la habitación por cortesía del hotel.
Mi sorpresa fue cuando los volví a ver y ellos nos habían comprado unos dulces y unos collares de flores. Ahí estaba yo con esas baratijas, dándoles algo que a mi me habían reglado antes, creyéndome la más generosa del mundo cuando ellos que no tenían casi nada para vivir se estaban gastando el dinero extra que habían ganado ese día, el dinero de su comida, en hacerme un regalo a mi.
Aquel día me dieron otra gran lección.

Por eso, hay veces que antes de quejarnos de lo mal que nos va en la vida, antes de decir “no tengo que ponerme”, “no tengo dinero”, “no me gusta nada de lo que hay de comer” deberíamos de dejar de mirarnos un poco el ombligo y dejar de auto compadecernos.

Una vez un mendigo decía en el tren “SACA TU CRUZ A LA CALLE Y VERAS OTRA MÁS GRANDE” y cuanta razón tenia….

3 comentarios:

Duncan de Gross dijo...

Cierto lo que dices, aunque lo pero del tema es que sales a la calle y la coisa está cada vez peor...En fin, amiga, seguiremos tu consejo, porque yo soy uno de los que se quejan (ahora porque estoy en paro), pero supongo que tendremos que esperar tiempos mejores, un besoooteee!!

Sherezade dijo...

Toda la razón nena en tu reflexión. Pensamos q nuestro dolor, problema o mal momento es el peor, q bancárnoslo es lo más duro, y no, q si miras al lado siempre hay alguno q la está pasando peor y como tu familiar: con una entereza, con un ánimo q a uno lo paraliza. Y nos hace sentir mezquinos pq lo tenemos todo por momentos y siempre pedimos más...

"Siempre hay gente generosísima q da desde su pobreza y no de lo q les sobra".

Es nuestra naturaleza, es dífícil modificarla,hagamos el intento.

Te dejo besotesmuas muas muas!!!

Estatekietecita dijo...

No veas el pedazo de lección, me ha encantado tu entrada.
Por un lado, tu familiar, por la gran entereza con la que lleva su enfermedad. Y por otro lado, esas personas que te dieron lo máximo que pudieron aun sin poder. Eso es de una gran admiración por mi parte. Y desde luego no debió dejarte indiferente, me lo puedo imaginar. Qué pasada: es curioso que siempre queramos más de lo que tenemos y con menos precisamente seríamos mucho más felices!!!
un beso guapaaaaaaaaaa ;)