lunes, 2 de noviembre de 2009

AMOR DE MADRE



Llevo todo el día preguntándome cuanto tiene que aguantar una madre. Es cierto, como le he repetido muchas veces a la mía, que ella eligió tenerme y que ha tenido muy mala suerte en que no la haya salido una hija como ella quería (bueno las dos) pero era un riesgo que sabía que corría. Pero eso no justifica.

Todo lo “malo” que hemos hecho, o que no hemos hecho mi hermana y yo, es no haber estudiado una carrera, pero este es otro tema que ahora no viene a cuento.

La pregunta de hoy es ¿Cuánto tiene que aguantar una madre simplemente por el hecho de haber tenido un hijo?

Si no tiene bastante con los malestares del embarazo, con la responsabilidad de educarle, darle de comer, unos estudios y demás en la infancia, cuando llega la adolescencia esto se multiplica por cien, o por mil dependiendo de los casos.

Se supone que cuando el hijo ya es adulto la madre ya puede descansar y ver con el paso de los años la consecuencia del trabajo bien hecho y dejar como el hijo cuida de ella como ella lo hizo de él desde que nació. Supuestamente es así, es ley de vida.

¿Y si las cosas no salen como uno pensaba? Y no me refiero a pataletas de adolescente, a no querer estudiar o a no ser Abogado o FUNCIONARIO.

Me refiero a cuando el hijo, adulto ya, tiene que seguir siendo cuidado por la madre.

Eso es lo que vivi ayer.

Mi vecina, de unos 70-80 años, me llamo para ver si la podía ayudar a meter a su hijo borracho en casa. Su hijo tiene 38 años, no tiene oficio ni beneficio. Según ella bebe porque no tiene trabajo y como no tiene trabajo bebe (la pescadilla que se muerde la cola)

Yo ya lo sabía, y ella también, ya le había visto tirado en algún banco del parque y ella le justificaba diciendo que se había juntado con una chica que le había metido en la bebida, que su hijo solo bebe vino que no se emborracha de licores fuertes (como si hubiera alguna diferencia). Pero ya se sabe no hay peor ciego que el que no quiere ver.

Pero ayer yo veía al hijo de mi vecina y le miraba a los ojos y solo pensaba en su madre, en lo que habrá hecho esa pobre mujer para que su hijo se lo pague así.

“¿y cómo le echo de casa?, como le echo de casa si es mi hijo” Esas frases se repiten una y otra vez en mi cabeza

Mi madre siempre dice que cuando yo tenga mis propios hijos lo entenderé pero la verdad es que viendo lo de ayer se me desmoronaron una por una todas las veces que he dicho “la drogadicción es una elección no una enfermedad”, “siempre tienes la opción de no meterte en las drogas” “que es el camino fácil” y sobre todo las veces que habé dicho “nunca tendré una hija como yo porque nunca seré una madre como tu” Quizá ayer si querria que me salieran los hijos como yo, y no es por ser vanidosa.

Seguro que este chico tenía mil caminos más que el de la bebida pero eligió este.

Y cuanto tiene que aguantar esta madre. ¿Que será lo próximo? ¿que la ponga la mano encima?, ella dice que no, que nunca haría eso…. Pero todos sabemos que nunca es mucho tiempo o muy poco depende para qué.

Yo anoche no dormí bien, y hoy llevo todo el día con la cara del chico en mi cabeza, con la mirada perdida, mirándome a los ojos y queriéndome decir algo y yo solo quería entender “yo no quiero hacer esto a mi madre”

No sé qué tipo de hijas querría mi madre lo que si tengo claro desde ayer es que esta mujer nunca querría haber visto a su hijo como estaba ayer.

6 comentarios:

Estatekietecita dijo...

Hola guapi!
Ahora que hace tres meses y medio que me converti en mama entiendo muchas cosas... Y esa mirada del chico te lo dijo todo... Un bisitu!

chapete dijo...

puf, menudo marrón para la madre...yo no puedo ni imaginármelo...

Sherezade dijo...

Será por eso q dicen q el amor de madre lo supera TODO!!!.

Comprendo tu inquietud, me pasa igual q un tema me queda dando vueltas y no puedo despegarme de él, más aún cuando tiene q ver con la vida de un ser humano, quién justifica, perdona, cubre o admite todo en nombre del amor.

Ese hijo ha de sentirse malísimo, pero eso de ahogar las penas no me parece lo debido.

Y a vos te mando como siempre todo mi cariño, me has dejado pensativa, muchísimo ...

ynosek(+)kontarte dijo...

Un hijo es algo especial.... Pero una madre es lo mas!!!
Que abandonada te tengo.... Me perdonas???

carla dijo...

Cuando se tiene un hijo es para toda la vida, y lo malo es que vienen sin garantía y aunque la tuvieran, nunca los devolveriamos, son nuestros y para siempre. Hagan lo que hagan, las madres siempre están ahí(las normales) y aunque ellos las desprecien o ignoren, saben que en cuanto las necesiten no dudaran en ir en su ayuda(tontas somos...).

sonia7386 dijo...

Cuanta razon tienes... una madre no elige como seran sus hijos y la puede ir bien o mal... pero siempre estara ahi cuando su hijo vuelva, de igual si se va y vuelve al cabo de unos años porque siempre va a estar ahi para ayudarle, este bien o este tirado como tu vecino ayer...